El periodista trabaja en la emisora La Tele, y cubría como profesional los hechos del 27 de mayo alrededor del Parlamento

El Sindicat de Periodistes de Catalunya / Sindicat de Professionals de la Comunicació (SPC) pide a la Audiencia Nacional que archive el caso que mantiene abierto contra el periodista Antonio Dolz, afiliado al sindicato, a quien atribuye el delito de “atentado contra las instituciones del Estado “a raíz de los hechos que acaecidos el 27 de mayo en la entrada del Parque de la Ciutadella. El SPC cree en la versión de Dolz que ya expresó en su comparecencia ante el juez Eloy Velasco, según la cual en el momento de los hechos trabajaba para La Tele -una televisión local de Barcelona que impulsa la Assemblea de la Comunicació Social (ACS) – luciendo el correspondiente brazalete acreditativo de informador, lo que las imágenes que se le mostraron, y donde aparecía, confirman. Es por eso que pedimos que este caso sea sobreseído, tal como planteará esta semana el abogado de oficio que ha asistido al compañero Dolz

El sindicato lamenta que el único argumento esgrimido para acusar a Dolz sea la afirmación de una parlamentaria catalana que asegura que “se sintió intimidada por la cámara fotográfica” del compañero. Pero Dolz no llevaba ninguna cámara fotográfica, sino una de video. Y entendemos una confusión en un momento de tensión pero sorprende la magnitud de esta equivocación.

El SPC denunciará cualquier agresión contra representantes de las instituciones democráticas, pero considera que en este caso no hay elementos que impliquen al compañero en ninguna acción delictiva. También reiteramos la condena a la utilización de imágenes de vídeo no emitidas, recogidas de diferentes televisiones por mandato judicial, como prueba de cargo contra los manifestantes ahora imputados. Esto no hace más que incrementar las dificultades de los informadores, cuya misión es explicar lo que pasa, y no aparecer a ojos de los manifestantes como agentes al servicio de la policía.

Igualmente queremos expresar nuestra queja por la reiteración de hechos como los del jueves 6 de octubre en la Ciudad de la Justicia de Barcelona, donde la acción desmedida de los agentes de los Mossos d’Esquadra dificultó la labor de los profesionales de la información que cubrían la presentación voluntaria ante el juez de guardia de otros implicados en este asunto.

Barcelona 11 de octubre de 2011

Etiquetas: , ,