El Sindicat de Periodistes de Catalunya (SPC) y la Guardia Urbana de Barcelona han establecido un protocolo de actuación para evitar que se produzcan conflictos en la cobertura informativa de la actualidad ciutadana. Este acuerdo es consecuencia de la queja presentada por el SPC ante el alcalde de Barcelona, Joan Clos, por la desmesurada actuación del grupo antidisturbios de la policia municipal en ocasión del desalojo de un inmueble en el distrito de Ciutat Vella, el pasado 27 de febrero. Como resultado de este incidente, un cámara de TVE fue agredido por un agente y a un fotógrafo de El Mundo se le ocasionaron daños en su equipo fotográfico.

La Guardia Urbana de Barcelona ha habilitado al agente y periodista Sergi Amposta como interlocutor de los profesionales de la información, tanto in situ como para qualquier problema que se pueda presentar. En caso de conflicto, los que deseen que el SPC intervenga deberán contactar con la secretaria del sindicato (93.412.77.63) o con el responsable de la secretaria de Fotografía y Derechos d’Autoría, Lluís Díez (606.42.54.00). El teléfono de contacto de Sergi Amposta es el 93.291.50.56 y el del jefe de guardia de Sala del Cuerpo de la Guardia Urbana, en caso de ausencia del primero, es el 93.291.58.87. Este protocolo ha sido pactado con los responsables de la Guardia Urbana en las reuniones posteriores a los incidentes citados.

Etiquetas: ,