Los trabajadores de TVC valorarán esta semana en varias asambleas la propuesta de preacuerdo al que se llegó, después de un mes de negociaciones, entre la dirección y el comité de empresa, que no lo ratificó. Por ello, la última palabra la tendrá la plantilla que deberá votar sí o no el documento en un referéndum que organizará el comité y que se celebrará los días 19 y 20 de mayo.

Durante las últimas semanas el comité ha mantenido diversas reuniones con la dirección de TVC y la de la CCMA para intentar minimizar la rebaja en un 5% de los sueldos de los trabajadores de las empresas de la Corporación durante dos años a cambio de mantener la estabilidad de la plantilla y de la producción interna.

En una primera valoración, y ante el anuncio de CC.OO. y CGT que pedirían el voto en el referéndum, la sección sindical del SPC en Televisió de Catalunya ha elaborado un comunicado en el que explica, para iniciar la campaña, los “pros” de la propuesta de preacuerdo:

“Cierre del Convenio hasta el 2012, con mantenimiento de la plantilla reconocida por el Consejo de Gobierno el mes de marzo.

Paso a fijo antes de acabar julio de un número a determinar de contratados temporales que cubren plazas estructurales, en el marco de la comisión de contratación “ad-hoc” prevista en los acuerdos del Convenio.

Compromiso de la dirección de defender en la negociación del futuro Contrato Programa con el Gobierno el actual modelo de servicio público, el mantenimiento de la plantilla y el nivel actual de producción interna, cifrado en un 65%.

Comisión de viabilidad económica bimensual, con presencia de la dirección, para tratar de la evolución de los ahorros en la empresa y de los ingresos de publicidad.

Reunión de la Comisión Paritaria de seguimiento del Convenio el 1 de diciembre de 2012 para estudiar las condiciones y la fórmula de recuperación del poder adquisitivo perdido, a raíz del recorte salarial del 5% contemplado en la propuesta de preacuerdo.

Transferencia a TV3 antes de acabar el 2011 de los trabajadores de la CCMA trasladados hace unos años en sentido contrario. Mientras tanto su convenio será el de TVC, que tendrá ámbito de empresa, y no de “grupo de empresas”.

Garantía de un modelo de televisión pública que no es seguro que se mantenga, sin el convenio ligado, después de que se reforme la Ley de la CCMA y se reduzca el Consejo de Gobierno, como siempre de cuotas políticas pero sólo los más grandes. Algunos vinculados a intereses privados incompatibles con el mantenimiento de la televisión pública.

Subsidiariamente, el cambio posible en la dirección si no se aprueba la propuesta de preacuerdo puede tener efectos inmediatos con el aterrizaje de comisarios políticos en Informativos situados desde el Gobierno.”

Pero este preacuerdo también tiene algunos “contras”, el principal, el recorte salarial del 5%, propuesta además sin ninguna posibilidad de que afecte menos a los salarios más bajos. Este recorte es igual al aplicado a los trabajadores de la función pública y a los del ente CCMA, a los que ya se les aplicó antes del verano a raíz de los decretos aprobados por los gobiernos español y catalán el año pasado, aunque no son funcionarios.

Durante la negociación de estas semanas tampoco se ha avanzado en la transparencia de los sueldos del personal excluido del convenio y que se mantiene así desde hace 27 años por voluntad de la empresa. Esta situación no ayuda a que los trabajadores entiendan los beneficios de su sacrificio salarial al no poder comprobar que también hay recortes proporcionados entre los altos cargos y en qué porcentaje, para ver que el plan de austeridad afecta a todos.

Etiquetas: , , , ,